loader

Masaje Californiano

El masaje californiano es una forma de trabajo corporal que incorpora los conocimientos de otras disciplinas ancestrales como el yoga, el masaje shiat-su, el
masaje sueco y el tailandés, entre otras.

 Fue desarrollado en el Instituto Esalen de California, en la década de los 60, de ahí que se denomine masaje californiano, y actualmente está considerado como una de las técnicas masajísticas de mayor difusión en Estados Unidos y Argentina Se caracteriza por movimientos largos, fluidos e integradores que buscan simular el flujo del mar y que sirven como base a una amplia gama de técnicas de contacto profundo.

El masaje californiano integra diversas técnicas corporales con el contacto consciente, la respiración y la presencia. Este tipo de masaje sensitivo se aplica mediante movimientos suaves y armónicos con los que el terapeuta trata de guiarnos, evitando cambios bruscos de ritmo durante la práctica del masaje y ayudándonos a liberar energías bloqueadas por algún desequilibrio. Estas virtudes del masaje californiano lo distinguen de otras técnicas al ser  considerado como un arte curativo en continua evolución.

Beneficios

-es un tipo de masaje sensitivo que permite a las personas conectar con su cuerpo. La sensación de integridad psíquica, física y espiritual así como la paz y vivacidad que proporciona a quien lo recibe lo han convertido en una de las modalidades de masaje más demandadas en todo el mundo.

se experimenta una profunda relajación, alivio en el tratamiento de dolores crónicos, liberación de bloqueos y de contracturas musculares, ampliación del rango  articular y una reorganización de las posturas.

-Gracias a estos beneficios, la persona que recibe un masaje californiano logra un incremento de energía, una conciencia más elevada, una mayor productividad y por consiguiente, aliviar la ansiedad y el estrés.

mar

Más beneficios

Reduce la presión sanguínea.
Incrementa la fluidez del Sistema Linfático.
Aumenta la sensibilidad de las articulaciones y los músculos inútil y constantemente contraídos.
Moviliza la energía contenida en un determinado segmento corporal.
Aporta una sensación de relajación profunda semejante a la meditación o el sueño profundo.
Favorece la toma de conciencia del Self o Sí Mismo.
Ayuda a la experiencia para el contacto tierno.
Devuelve la flexibilidad del Sistema Nervioso Autónomo, es decir, la capacidad de poder pasar de un funcionamiento simpático a parasimpático, de alerta a relajación, capacidad mermada en personas con alto nivel de estrés o trauma, problemas de sueño, etc.